El exministro de Gobierno de Bolivia y el exfuncionario, Rodrigo Méndez Mendizábal, están acusados ​​de recibir sobornos pagados por una empresa estadounidense para asegurar un contrato con el Gobierno boliviano y luego utilizar el sistema financiero estadounidense para lavar esos sobornos.

El exministro de Gobierno, Arturo Murillo. EFE

EEUU confirma que Arturo Murillo fue detenido acusado de soborno y lavado de dinero

El Departamento de Justicia de Estados Unidos confirmó este miércoles que el exministro de Gobierno de Bolivia, Arturo Murillo, fue detenido en ese país acusado de recibir un soborno por un contrato público y lavado de dinero.

Junto con Murillo, otras cuatro personas fueron arrestadas: otro boliviano y tres ciudadanos estadounidenses.

Las cinco personas fueron arrestadas el 21 y 22 de mayo en Florida y Georgia por cargos penales relacionados con sus supuestos roles en el esquema de soborno y lavado de dinero.

El exministro de Gobierno de Bolivia y otro exfuncionario boliviano, Rodrigo Méndez Mendizábal, están acusados ​​de recibir sobornos pagados por una empresa estadounidense para asegurar un contrato con el Gobierno boliviano y luego utilizar el sistema financiero estadounidense para lavar esos sobornos.

Según documentos judiciales, Arturo Carlos Murillo Prijic, 57, Sergio Rodrigo Méndez Mendizábal, 51, Luis Berkman, 58, Bryan Berkman, 36 y Philip Lichtenfeld, 48, participaron en el esquema de soborno entre aproximadamente noviembre de 2019 y abril de 2020.

Durante ese tiempo, Luis Berkman, Bryan Berkman y Lichtenfeld pagaron 602.000 dólares en sobornos a funcionarios del Gobierno boliviano en beneficio de Murillo, Méndez, el exjefe de gabinete del Ministerio de Gobierno de Bolivia, y otro boliviano. funcionario también del Gobierno de Jeanine Áñez.

Los sobornos se pagaron para que la empresa de Bryan Berkman con sede en Florida obtuviera y mantuviera negocios del Ministerio de Defensa de Bolivia, específicamente, un contrato de aproximadamente 5.6 millones de dólares para proporcionar al Ministerio de Defensa de Bolivia gas lacrimógeno y otros equipos no letales.

Para promover el esquema de sobornos, Bryan Berkman, Luis Berkman y Lichtenfeld luego lavaron los pagos a funcionarios del Gobierno boliviano a través de cuentas bancarias en Florida y Bolivia y organizaron el pago de 582.000 dólares en efectivo para Murillo y Méndez.

Las cinco personas están acusadas de un cargo de conspiración para cometer lavado de dinero. Si son declarados culpables, se enfrentan a una pena máxima de 20 años de prisión. Un juez de un tribunal de distrito federal determinará cualquier sentencia después de considerar las Pautas de Sentencia de EEUU y otros factores legales.

El Secretario de Justicia Auxiliar Interino Nicholas L. McQuaid de la División de lo Penal del Departamento de Justicia; El Fiscal Federal Interino para el Distrito Sur de Florida, Juan Antonio González; y el agente especial a cargo Anthony Salisbury de la oficina de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) en Miami, hicieron el anuncio de las detenciones.

0 Comments

Deja tu comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password